Visitar la Isla del Perejil

Visitar la Isla del Perejil

La Isla de Perejil, en árabe Laila o Leila, también llamada Tura, es un islote deshabitado (latitud 35º Norte y longitud 5º Oeste) perteneciente a España.

Con una superficie de 0.15 km, está situada en el Estrecho de Gibraltar, a 8 km al oeste de Ceuta y al pie de la Sierra Bullones Jebel Musa, entre las puntas de Marsa al oeste y Leona al este. Está separada del continente africano por un canal de apenas unos 200 metros.

De forma casi triangular, su máxima longitud es de una milla. En la costa este aparecen dos pequeñas caletas, llamadas la más septentrional del Rey y la más meridional de la Reina. Cercana a esta caleta se hallan los restos de una torre y de un aljibe, construidos por los portugueses. Cuenta con una fondeadero que ha sido tradicionalmente usado como refugio de embarcaciones de pesca, ante súbitas llegadas del mal tiempo, pero también por contrabandistas y tráfico de drogas. Su cercanía a la costa hace que desde el mar sea difícil de diferenciarla de la costa de Marruecos.

Llegar a la zona

Por tierra, tras cruzar la frontera de Ceuta y Marruecos, tomaremos dirección Tánger y a unos 8 km, subiendo hacia el Jebel Musa, nos desviaremos hacia el pueblo de Beliones. La carretera desciende hasta la costa del estrecho, cruzamos en dirección este el pueblo, que tiene unas esplendidas vistas del mar y la montaña. Al final del pueblo el camino sube a la Punta Leona, donde hay un puesto militar. Desde aquí se continúa caminando unos 2 km por las faldas del Jebel Musa, hasta llegar frente al islote.

Por mar es posible llegar en embarcaciones deportivas desde el puerto de Ceuta, y como alternativa la empresa Ceuta Kayak, organiza excursiones en kayak y piraguas.

Breve historia

En el islote se consideraba que estaba una de las columnas de Hércules. En sus orígenes, a la Isla Perejil se la denominó la isla de Calipso, porque en ella permaneció Ulises prisionero de los encantos de esta ninfa, según narra Homero en la Odisea. Pero, además, también se la llamó Hispania y fue la que dio el nombre a la Península Ibérica.

Este territorio fue conquistado en 1415 por el Rey de Portugal Juan I junto con la ciudad de Ceuta. En el año 1580, con Felipe II pasó a formar parte del territorio español, debido a la incorporación de la corona portuguesa a la monarquía española.

En 1668, durante el reinado de Carlos II, se lleva a cabo un tratado entre España y Portugal, en el que Portugal reconoce la soberanía española sobre Ceuta y sus dependencias.

Durante la segunda guerra mundial se le llamó punta alemán, debido a que en ella repostaban, supuestamente, submarinos y barcos alemanes alejados de sus bases durante las dos Guerras.

La última ocupación de este islote, también conocido como Coral, fue española, cuyas fuerzas militares se retiraron ya comenzando los años sesenta, dentro del proceso de descolonización de Marruecos. Sus últimos inquilinos fueron un destacamento de la Compañía de Mar formado por un cabo y cuatro soldados, que dependían de la Capitanía Militar del Norte de África.

En la actualidad se encuentra deshabitada y sin que exista ningún símbolo de soberanía por parte de los dos países que reclaman el islote.

Soberanía reclamada

Marruecos reclama este islote como propio y en julio de 2002 se protagonizó un incidente en el que Marruecos envía un grupo militar a la isla. El incidente quedó resuelto tras la intervención de las Fuerzas Armadas Españolas y por intermediación de Estados Unidos.

España afirma que el Perejil forma parte de su territorio, aunque no es ni parte de la ciudad autónoma de Ceuta. Para Marruecos su soberanía no ofrece dudas jurídicas y forma parte de su territorio nacional por lo que le disputa su posesión a España.

El incidente de Perejil

En la mañana del 11 de julio de 2002 un grupo de marinos marroquíes al mando de un suboficial perteneciente a la dotación de un patrullero desembarcaron en la isla y colocaron dos banderas de Marruecos. Una patrullera de la Guardia Civil se acercó a investigar y advertir a los militares marroquíes que debían retirarse. Los marinos marroquíes se negaron aduciendo que era territorio de Marruecos y tras una discusión, los marroquíes encañonaron con sus AK-47 a los españoles y amenazaron con disparar a los guardias civiles. Éstos decidieron retirarse y comunicar a su base el incidente.

La razón esgrimida por los marroquíes fue la participación en una operación antidroga (la Isla de Perejil fue utilizada durante algunos años como refugio de piratas y contrabandistas). Desde Rabat (capital de Marruecos) se informa esa misma noche que el islote no será abandonado.

El desalojo, Operación Romeo Sierra, constituyó el primer incidente armado que involucró a España tras el retorno de la democracia, y la primera intervención desde la unificación de los tres ejércitos librada en el siglo XXI. Coincidió con la presidencia de José María Aznar, siendo Ministro de Defensa Federico Trillo y Ministra de Asuntos Exteriores Ana Palacio.

El día 17 de julio, componentes del Mando de Operaciones Especiales del Ejército de Tierra con base en Alicante parten desde Morón en helicópteros  y toman tierra en el islote deteniendo a las tropas marroquíes y entregándoselas a las tropas de operaciones especiales de la Armada Española.

Al día siguiente llegaron legionarios desde Ceuta e impidieron que descendieran a tierra algunos civiles marroquíes que trataban de llegar a la isla con al menos una pequeña embarcación particular.

Los soldados marroquíes capturados tras pasar reconocimiento en el hospital Militar de Ceuta fueron devueltos por la frontera de Ceuta y finalmente, pocos días después, se firmó un acuerdo entre España y Marruecos, por el que se decide volver al statu quo anterior. Las tropas españolas abandonaron el islote, que quedó deshabitado de nuevo.

Valora este reportaje

¿Te ha gustado este reportaje? Lo puedes valorar del 1 al 5. ¡Gracias por tu contribución!

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (9 voto, promedio: 3,67 sobre 5)

Loading...

En el mapa


Artículos relacionados

Compras en Castillejos Fnideq

Castillejos es una ciudad fronteriza caracterizada por un amplio comercio de productos procedentes de Europa y Asia con destino al

Hoteles en Fnideq. Los mejores alojamientos

Fnideq es una ciudad eminentemente comercial. Su playa está separada del casco urbano por 3 km. Está considerada como un

Castillejos Fnideq, visión general

Castillejos Fnideq  الفنيدق Localidad situada junto a la frontera de Ceuta, a 7 kilómetros, en una pequeña ensenada de la

Sin comentarios

Escribe un comentario
Sin comentarios Puedes ser el primero que comente este artículo!

Escribe un comentario

Tu email no será publicado
Campos obligatorios señalados*